El hombre de oro

757
Foto: El Espectador.
Foto: El Espectador.

Con una conmovedora celebración y un triunfo que enorgullece a todo el país, Óscar Albeiro Figueroa Mosquera fue el encargado de que las notas del himno nacional se escucharan ayer en los Olímpicos de Río, tras conquistar el oro en la categoría de 62 kilogramos del levantamiento de pesas.

La gesta se consiguió en el Complejo Olímpico de Riocentro. Luego de una disputada lucha contra el indonesio Eko Irawan, Figueroa logró levantar 176 kilogramos que sus rivales no lograron superar.

Con esta victoria, Óscar Figueroa se destaca como el mejor pesista colombiano de la historia, por conseguir la medalla de plata en Londres 2012 y la de oro en Río 2016, además de superar el récord olímpico del envión.

Figueroa es el medallista número 13 para Colombia en unos Juegos Olímpicos. En su palmarés también registra una medalla de oro en el Campeonato Mundial Juvenil de Halterofilia (año 2001), dos medallas de plata y una de oro en el Campeonato Mundial de Halterofilia (años 2006 y 2013). Campeón y medalla de oro en repetidas ocasiones en los Juegos Panamericanos, Juegos Centroamericanos y del Caribe, Juegos Bolivarianos, en el Campeonato Panamericano de Halterofilia y los Juegos Deportivos Nacionales.

Su debut deportivo fue en el año 2000, desde temprana edad se inclinó por el deporte practicando el fútbol, baloncesto, karate y finalmente el levantamiento de pesas en el que mostró grandes aptitudes al levantar el doble de su peso corporal siendo muy joven.

Artículo anteriorMás líderes que nunca
Artículo siguienteProtección del adulto mayor en la agenda del Congreso